Comentario de rueda electrónica CBOT

 

La soja opera en terreno ligeramente positivo, en 306 U$S/tn.

Los valores intentan mantenerse, luego de descender en 3 ruedas consecutivas y retraer los precios a niveles mínimos de una década.

El aumento en las tensiones comerciales entre EE.UU. y China propone un escenario de gran incertidumbre en el mercado de la soja. China prometió responder a la nueva intención de EE.UU. de establecer aranceles de 10% a un conjunto de bienes chinos por U$S/tn 200.000 millones. En este contexto, el mercado especula con la posibilidad de que el gigante asiático pueda abastecerse desde otros orígenes como Sudamérica o la zona del Mar Negro.

A su vez, algunas estimaciones arriesgan que China terminará importando menos tonelaje durante la campaña 2018/19.

En tanto, el mercado se mantiene expectante a la publicación del reporte del USDA. Sobre el mismo, se destaca que se espera un aumento en los stocks finales de EE.UU. para el ciclo. Esto sería producto de menores exportaciones a China, como consecuencia de la guerra comercial.

Los futuros de maíz se mantienen firmes, alrededor de 134 U$S/tn. Los precios permanecen sin mayores variaciones, fundamentalmente a la espera del informe mensual del USDA.

En la previa se destaca que los analistas aguardan en consenso un aumento de los stocks finales en EE.UU. para la campaña que se avecina.

El mismo, vendría explicado por un escenario productivo alentador con gran parte de los cultivos en condiciones buenas a excelentes. Además, la nueva estimación de producción del USDA, debería partir de un área sembrada mayor a la estimación mensual anterior, donde se utilizaba la intención de siembra. Ahora, el organismo ya tiene su dato de siembra final, correspondiente al informe de fin de Junio.

Los contratos de trigo cotizan en alza, próximos a 174 U$S/tn. Los precios aumentan levemente, alentados por compras de oportunidad luego de 3 ruedas consecutivas con caídas que llevaron a perder un 8% de su valor. De todos modos, el mercado se encuentra limitado por mejoras en la condición del trigo de primavera en EE.UU. y lluvias que benefician zonas con sequías en Australia.

 

Fuente: Grimaldi Grassi S.A